jueves, 21 de marzo de 2019

ITPA. Test Illinois de Aptitudes Psicolingüísticas   

ITPA. Test Illinois de Aptitudes Psicolingüísticas
El principal objetivo de esta prueba es detectar posibles fallos o dificultades en el proceso de comunicación (deficiencias en la percepción, interpretación o transmisión) que son causa de la mayoría de los problemas del aprendizaje escolar. Al mismo tiempo, de forma complementaria, intenta poner de manifiesto las habilidades o condiciones positivas que puedan servir de apoyo a un programa de recuperación.
El modelo psicolingüístico en el que se basa ITPA intenta relacionar los procesos implicados en la transmisión de las intenciones de un individuo a otro (ya sea de manera verbal o no) y la forma mediante la cual esas intenciones son recibidas o interpretadas. En definitiva, ITPA considera las funciones psicológicas del individuo que opera en las comunicaciones.
La nueva versión cuenta con estímulos completamente actualizados y con una tipificación basada en una amplia muestra representativa de la población española. Esta nueva versión permite que los profesionales puedan aplicar una de las pruebas más prestigiosas y utilizadas para la evaluación de los problemas del lenguaje, con estímulos y baremos actuales, manteniendo el original enfoque teórico del ITPA.

lunes, 18 de marzo de 2019

1- Introducción

La nueva versión del WPPSI viene a llenar un espacio que hasta ahora estaba poco explorado. Nos referimos a la evaluación con pruebas baremadas de las capacidades cognitivas en niños de menos de 4 años. Sólo la batería Kaufman ofrecía hasta ahora (al menos en España) esa posibilidad, si bien, ésta ha quedado un poco obsoleta en algunos de sus ítems.
El WPPSI-III es una prueba completamente renovada, actualizada y ajustada a las necesidades de la evaluación con niños pequeños.
Si bien sabemos que debemos ser muy prudentes con la interpretación de los resultados, en especial, en la franja de menor edad, no cabe duda que la prueba es un gran aliado para la detección precoz de disfunciones cognitivas.

La pasación de este tipo de pruebas a los niños más pequeños crea generalmente en los padres bastantes interrogantes.

¿Podemos medir realmente la inteligencia en niños de tan sólo 2 años y medio? y, una vez obtenido el resultado, ¿Es estable y fiable este valor?
A pesar de que la prueba ofrece, ya en esta edad, un CI Total, el valor obtenido debe entenderse como el punto de desarrollo en el que se encuentra el niño en ese momento y en las áreas exploradas, comparándolo con los niños de su misma edad.
Hay niños que maduran antes a nivel neurológico y presentan más habilidades que sus congéneres en un determinado momento evolutivo. Cada niño sigue su ritmo y las comparaciones, a estas edades, frecuentemente pueden inducir a engaños respecto a cuales serán realmente las competencias intelectuales más adelante.
No obstante, la prueba nos aporta unos primeros datos que pueden ser especialmente útiles para la detección precoz de problemas específicos y tomar las medidas correctoras a tiempo. Igualmente supone una línea base sobre la que comparar evaluaciones posteriores tras una posible intervención. 

2- Estructura básica de la prueba

El nuevo WPPSI-III es un instrumento de evaluación del funcionamiento cognitivo de niños desde 2 años y 6 meses hasta 7 años y 3 meses. Este rango de edad se divide en dos etapas (2:6 a 3:11 y 4:0 a 7:3), en cada una de las cuales se aplica una batería de pruebas diferente. La prueba incluye cuadernillos de anotación independientes para cada etapa.

Al igual que sus precursores, ofrece un C.I. Verbal (CIV), un C.I. Manipulativo (CIM) y una puntuación global o general C.I. Total (CIT). No obstante, una de las novedades principales, respecto a ediciones anteriores, es que se incluye un índice de Lenguaje General (LG) y, en la etapa de mayor edad, un índice de Velocidad de Procesamiento (VP). Todos estos índices de CI están expresados en puntuaciones típicas que se distribuyen con media de 100 y desviación típica de 15 como es habitual en las escalas Weschsler.

En cada una de las dos etapas de edad, los diferentes tests (o subescalas) del WPPSI-III, se clasifican como principales, complementarios u opcionales. Los principales son aquellos que resultan imprescindibles para el cálculo de los CIM, CIV y CIT, si bien, en algunos casos, pueden sustituirse por uno complementario según las indicaciones de las columnas en tabla de resultados.

3- Novedades del WPPSI-III

  • Un primer elemento a señalar es la ampliación de los rangos de edad a los que se puede aplicar la prueba y de los que disponemos los correspondientes baremos. Ahora podemos evaluar a nivel cognitivo niños a partir de 2 años y medio y compararlo con sus iguales. Por la parte superior también se amplia a 7 años y 3 meses.
  • Un segundo aspecto a destacar es la presentación de los diferentes ítems. Más visuales con más color y actualizados. Ello facilita enormemente su aplicación a los más pequeños.
  • Respecto a ítems antiguos se conservan (si bien se han modernizado) el de Figuras Incompletas, el de Cubos y el de Rompecabezas en la parte manipulativa. En la verbal continúan las de Información, Vocabulario, Comprensión y Semejanzas.
  • Los nuevos test que aporta la prueba son: Matrices, Conceptos, Búsqueda de Símbolos y Claves en la parte manipulativa. En la verbal: Nombres, Dibujos y Adivinanzas.
  • Importante resaltar también que la baremación se ha efectuado recientemente (2.007-08) en una amplia muestra de población española de todas las comunidades lo que aumenta su fiabilidad. Además se ofrecen tablas de conversión de los resultados por grupos de edad en meses lo que permite ajustar aún más los datos.
  • Finalmente, la prueba incorpora también nuevos estudios clínicos sobre el retraso mental, la superdotación, los retrasos evolutivos, los trastornos del lenguaje, TDAH, retraso lector, etc.

4- Descripción de los diferentes test

1ª Etapa: de 2 años y 6 meses a 3 años y 11 meses.
2ª Etapa: de 4 años a 7 años y 3 meses.

Al igual que sucede con los hermanos mayores del WPPSI (WISC-R y WISC IV). Las puntuaciones directas obtenidas tras el pase de la prueba son convertidas en puntuaciones típicas derivadas. En cada una de las subpruebas se establece una media de 10 y una desviación típica de 3. En el caso de las puntuaciones totales con el que se expresa el C.I., toma una media de 100 con una desviación típica de 15. Las puntuaciones así expresadas nos proporcionan también la posibilidad de conocer el Percentil del niño en cada una de las pruebas. Esto es, el porcentaje de sujetos que deja por debajo de su puntuación y dentro de su mismo nivel de edad. Así un percentil P=60 nos indicaría que el sujeto, en esa área, ha obtenido una puntuación que supera al 60% de los niños de su misma edad.

miércoles, 13 de marzo de 2019

Reforma del Código Penal en materia de Seguridad Vial ¡toma nota!

Los principales cambios de la reforma  
Los principales cambios legales, que no afectan sólo a los atropellos de ciclistas, sino que son de aplicación en cualquier accidente de tráfico, son los siguientes:
  • Nuevo delito: abandono del lugar del accidente: Se crea el nuevo delito de “abandono del lugar del accidente”, con penas de 2 a 4 años de prisión en caso de que el accidente sea resultado de una imprudencia. En caso de que el siniestro fuera fortuito, de 3 a 6 meses de cárcel. Hasta ahora solo existía el delito de omisión del deber de socorro pero solo se apreciaba si la víctima estaba viva y no había otra persona que pudiera auxiliarla. La paradoja es que una fuga con fallecidos no era delito pero con lesionados sí podía serlo. Este fue el caso del camionero que arrolló al marido de Anna González. Huyó y no se le pudo imputar la omisión del deber de socorro.
  • La imprudencia grave, automática: Si se comete un delito contra la seguridad vial causando fallecidos o heridos ésta conducta pasará automáticamente a ser considerada imprudencia grave. Las penas serán de entre 1 y 4 años de cárcel en caso de muerte y hasta 1 año en caso de lesiones. Hasta ahora el juez lo valoraba caso a caso y en muchas ocasiones este tipo de conductas no las consideraba imprudencia grave. Algunos de los delitos contra la seguridad vial más importantes son la conducción con drogas, alcohol a partir de 0,6 mg/l de aire espirado, exceso de velocidad de más de 60 km/h en ciudad y 80 km/h en carretera y conducir sin permiso.
  • Hasta 6 y 9 años de cárcel: Hasta ahora, a la imprudencia grave con resultado de muerte solo se le podía aplicar la pena máxima de cuatro años, fuera cual fuera el número de fallecidos. Ahora el juez “podrá” agravar la pena en un grado (hasta 6 años de prisión) si se causan como mínimo dos fallecidos o un fallecido y un lesionado muy grave (lesiones invalidantes). El juez podrá agravar la pena en dos grados (hasta 9 años de prisión) si los fallecidos son “muchos”. La norma no concreta cuántos serían esos “muchos”. Deberá apreciarlo el juez caso a caso.
  • Los siniestros menores vuelven a ser delito: Si se comete una infracción grave de la ley de Tráfico (adelantamiento prohibido, saltarse un semáforo o un stop, conducir manipulando el móvil, no guardar la distancia de 1,5 cuando se pasa a un ciclista, etc) con resultado de lesiones o muerte se considerará imprudencia menos grave. La pena es pequeña, de 3 a 6 meses de multa, pero eso es lo menos trascendente. Lo importante es que estos siniestros, la gran mayoría de los que se producen, vuelven a ser considerados delito y, por tanto, las víctimas pueden gozar de la protección que les otorga la legislación penal (abogado de oficio, la actuación de la fiscalía y los peritajes judiciales). Estas conductas eran consideradas falta dentro del Código Penal antes de la reforma llevada cabo por el PP en el 2015. La modificación legislativa eliminó las faltas derivando estos casos a la legislación civil, donde la víctima está desprotegida ante las aseguradoras.


martes, 12 de marzo de 2019


TEST FORENSES MÁS USADOS


CUIDA: Cuestionario para la evaluación de adoptantes, cuidadores, tutores y cuidadores.

SENA: Sistema de evaluación de niños y adolescentes.

TAMA: Test autoevaluativo multifactorial de adaptación infantil.

MMPI-2: Inventario Multifásico de personalidad de Minesota-2.

SIMS: Inventario estructural de simulación de síntomas.

EGEP5: Evaluación global de estrés post-traumático.

PCL-R: Escala de evaluación de psicopatía de HARE.

PAI: Inventario de evaluación de la personalidad.

"O hay mediación sanitaria o nos autoaseguramos"

José María Vergeles cree que es necesario avanzar de forma "urgente" y contar con los colegios profesionales

Durante el Café de Redacción celebrado este lunes por Sanitaria 2000 en colaboración con Chiesi, el consejero Sanidad y Políticas Sociales de la Junta de Extremadura, José María Vergeles, ha resaltado la cuestión de la judicialización sanitaria. "Nos tenemos que poner las pilas en el desarrollo de la mediación sanitaria, si no, iremos al autoaseguramiento de la seguridad patrimonial de los servicios", ha resaltado el consejero. 

Vergeles ha insistido en tomar medidas de forma urgente. "Con la responsabilidad patrimonial, cada vez lo tenemos más difícil. A nuestros recién licenciados en Derecho que quieren ejercer la abogacía, les hacemos un máster completo de Derecho Sanitario y se ponen a las puertas de los hospitales", ha ilustrado el consejero, a quien no le convence esta tendencia.


 "No me gustaría que la mediación la llevase solo la correduría", ha aseveradoJosé María Vergeles. 
"Además tenemos a una empresa nacional vestida de ONG que, supuestamente, dice que defiende a los pacientes y lo que hace es 'pegarle leches' al aseguramiendo de la responsabilidad patrimonial de los distintos servicios regionales de salud", denuncia Vergeles, que considera que la profesión está ante "un serio problema". 

Acuerdo con los colegios profesionales

Para el consejero extremeño, solo hay una posibilidad y es empezar a trabajar sobre la mediación sanitaria. "No todos los servicios regionales de salud pueden hacer el aprovisionamiento para el alto aseguramiento porque no sabemos qué contingencias vamos a tener", expone Vergeles, que considera que los sistemas sanitarios no han aprendido de los errores del pasado.

Ricardo de Lorenzopresidente de la Asociación Española de Derecho Sanitario (AEDS), también ha aprovechado el Café de Redacción para abordar la judicialización de la sanidad en la actualidad, instando al consejero a incorporar en los pliegos de los concursos de cobertura de responsabilidad patrimonial la posibilidad de la mediación.

"Debe ser a tres partes, como se está haciendo en la Comunidad de Madrid para la resolución de conflictos a fin de desjudicializarlos", ha defendido De Lorenzo. Vergeles, que ha afirmado que le gustaría poder hacerlo, ha argumentado que la intermediación no debe ser solo objeto de la correduría de seguros.

"Me gustaría establecer un acuerdo con los colegios profesionales que estuviesen trabajando con las administraciones. No es poco frecuente que en los expedientes de responsabilidad patrimonial, para asegurar la adecuación de la práctica clínica, se cuente con esos colegios", ha argumentado. 



Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.

lunes, 11 de marzo de 2019

PLON-R. Prueba de Lenguaje Oral Navarra- Revisada  

PLON-R. Prueba de Lenguaje Oral Navarra- Revisada
El PLON es una prueba muy prestigiosa entre psicólogos, pedagogos y logopedas para evaluar el desarrollo del lenguaje oral de los niños más pequeños: valora desarrollo del lenguaje en los niños de 3, 4, 5 y 6 años en los aspectos de Fonología, Morfología-Sintaxis, Contenido y Uso del lenguaje.
Su finalidad principal es la detección fácil y rápida de los alumnos de riesgo en cuanto al desarrollo del lenguaje, que deben ser diagnosticados individualmente para poder actuar de forma compensatoria, así como la evaluación inicial de los aspectos fundamentales del lenguaje, para posibilitar una programación consecuente con los resultados obtenidos y para encaminar el trabajo pedagógico futuro en estos aspectos.
El PLON-R ha incorporado importantes mejoras: un nuevo diseño de los materiales, la extensión del ámbito de aplicación a los 3 años y nuevos baremos obtenidos con muestras más amplias y representativas.
El PLON-R es un instrumento sencillo de comprender, fácil de usar, con un tiempo de aplicación breve y de gran utilidad para detectar los problemas lingüísticos de los niños.

domingo, 10 de marzo de 2019

LA APLICACIÓN QUE AYUDA A SUPERAR EL CANSANCIO EN LOS PACIENTES CON CÁNCER.



LA APLICACIÓN QUE AYUDA A SUPERAR EL CANSANCIO EN LOS PACIENTES CON CÁNCER.

Se llama originalmente “Untire: Beating cancer fatigue”. La empresa de desarrollo que la ha creado es Tired of Cancer y tiene origen holandés. Es el fruto de unos cuantos años de desarrollo técnico en el que han participado, junto con los programadores, equipos de investigadores y especialistas en cáncer, especialmente en el área de la psico-oncología. Su finalidad: ayudar a los pacientes con cáncer a enfrentarse a su fatiga, la que proviene de la enfermedad (en sus vertientes somáticas y psicológicas) o de los efectos consecutivos a los tratamientos.



De momento la aplicación suma decenas de miles de descargas, y mantiene un número relevante de usuarios activos, que según los demográficos de registro son en su mayoría mujeres mayores de 45 años. Ha sido recomendada por algunas asociaciones internacionales de pacientes, como la de enfermos de linfoma, que también contribuyen con sus comentarios a las mejoras de las sucesivas versiones.

La aplicación fue promovida por un psicólogo que había trabajado durante más de treinta años con pacientes de cáncer, llamado Bram Kuiper. Junto a su colega Door Vonk se decidió a buscar una alternativa al problema de la fatiga que experimentan estos pacientes pero también a la limitación de los recursos de ayuda que se disponen en los servicios de salud occidentales. Desde el año  2017 la aplicación está disponible para los sistemas de Apple y Android.

La aplicación se ha concebido bajo un modelo de fomento de la autogestión en el paciente. Mediante una metodología ya experimentada previamente se quiere generar un impacto positivo en la vida de muchos de ellos. Está basada principalmente en las técnicas de la terapia cognitiva conductual, y se orienta a mejorar de manera pautada las actividades físicas y los ejercicios de reducción del estrés. Semanalmente se realiza una medición (evaluación) relativa  a los niveles percibidos de fatiga y estado de ánimo, y de esa manera se pueden evaluar los progresos que se constatan en el usuario y reprogramar su alcance.

Desde su pantalla central, Untire permite establecer objetivos de pequeño alcance tanto en relación con la actividad física habitual y cotidiana como en relación con la que se programa a modo de ejercicio, valorar el progreso acumulado, y finalmente acceder a un espacio de recursos educativos adaptados a cada caso. La interfaz gráfica de todo ello es verdaderamente notable, agradable y de fácil utilización.

El mensaje que proyecta es, básicamente, que cada paciente puede adaptarse a su propio ritmo dentro de la aplicación, crear rutinas particularizadas, y que lo importante para usar la app es la posibilidad de programar por cada cual su propio ritmo y niveles de progresión. Existen unos planes preconfigurados pero que se pueden organizar en función de la información del usuario, el tipo de cáncer, los años de evolución, etc. Según sus desarrolladores, el campo de la personalización es precisamente el que más están trabajando para las posteriores versiones.

La aplicación cuenta con la aportación de varias universidades europeas y está desarrollando actualmente un ensayo controlado aleatorio en el MD Anderson Cancer Center de Houston, para medir su efectividad y los niveles de mejora que muestran los enfermos que la utilizan. Además, varios hospitales británicos la incluyen ya entre sus recursos disponibles para los pacientes.

De acuerdo con sus promotores, se ha demostrado que algunas determinadas intervenciones conductuales reducen la fatiga y disminuyen el impacto de ésta en la calidad de vida de los pacientes afectados de cáncer. Ejemplos de esto son la terapia cognitiva conductual o el entrenamiento con ejercicios programados. Se pueden lograr efectos significativos si estas intervenciones se dirigen a aquellos enfermos que están significativamente fatigados pero que mantienen posibilidades de desarrollar este tipo de ejercicios.

El problema era que al ser intervenciones muy particularizadas, este tipo de recursos no llegaban a una gran parte de los pacientes mediante las vías tradicionales, presenciales, de las unidades de apoyo a los pacientes, que además requieren la participación directa de los profesionales con los correspondientes costes. Crear una app sirve, entre otras cosas, para extender las oportunidades gracias a la difusión más amplia que puede alcanzar, y no parece imposible integrar en este tipo de tecnologías aquellas técnicas que hayan resultado previamente favorables a los pacientes.

A futuro, existe la intención de convertir Untire en un programa personalizado multiplataforma, abundando en la idea de su versatilidad para los distintos tipos de pacientes. También se plantean incorporar chatbots que sirvan de apoyo conversacional para algunos casos.

Sus autores, al ser preguntados sobre el futuro que presagian para este tipo de tecnologías móviles en el área del apoyo al paciente con cáncer, afirman que  “Estamos convencidos de que esto se convertirá en la regla y no en la excepción. Cada vez más los pacientes tendrán el control de su propia salud y enfermedad. La asistencia sanitaria ha de evolucionar bajo la influencia del aumento de la demanda, las restricciones económicas y la escasez de profesionales. Por eso hay que abrir paso a nuevas ideas y terapias innovadoras".